Ir al contenido principal

Un negocio redondo


Apenas me abrí la cuenta de facebook confieso que no entendía muy bien para que servía. Luego con el tiempo le descubrí un potencial más que interesante para mi, podía saber todos los pormenores y sinsabores de la vida personal-afectiva de gente que no había visto en mi puta vida y que seguramente jamás veré, pero por lo menos saciaba mi curiosidad y consiguiente aburrimiento. Después, superada la etapa del chusmerio, pero sin dejarla de lado, encontré en esta red social una puerta abierta para enterarme de cosas interesantes. Y así fue como leí en el perfil de una colega rosarina, lo que en este escrito les pasaré a contar para que analicemos juntos.
Rachel Greenwald, una especialista en marketing graduada de la prestigiosa Universidad de Harvard, publicó un libro titulado: "Encuentre un marido después de los 35 utilizando lo que yo aprendí en la Escuela de Negocios de Harvard". Y según su autora, las estudiantes aplicadas pueden encontrar marido en un período de 12 a 18 meses.
Hasta acá esto es creer o reventar, pero veamos que es lo que nos plantea esta mujer, que ya está casada y tiene 2 hijos, lo cual siempre es bueno saber, porque ya lo hemos dicho en otras oportunidades, si alguien va a ser tu guru, que por lo menos tenga lo que vos andás buscando, no? Porque el “Has lo que yo digo, pero no lo que yo hago” no resulta en estos menesteres.
Bien, vayamos al grano:

Táctica y estrategia para conseguir marido

- Abrir una cuenta de ahorros: aconseja destinar del 10 al 20 % de los ingresos mensuales para invertirlos en fiestas, regalos, salidas, peluquería y ropa.
Lo de gastar platita en ropa, accesorios y peluquería está bien, de hecho las mujeres lo hacemos igual aunque no andemos buscando marido. Lo de las salidas y las fiestas, bue…puede ser, si una tiene una casa lo suficientemente grande como para hacerla. ¡Pero hacerle regalos a un tipo para que salga con una! ¡NO! Si un señor va a salir con una que lo haga porque le gustamos, no porque les hacemos regalos.

- Expandir el mercado: hay que tener, por lo menos, 200 posibilidades para encontrar el verdadero amor, y no atarse a un tipo de hombre específico. "Que se abroche la camisa hasta el último botón no quiere decir que no sea inteligente o interesante", ofrece como ejemplo.
Ella habrá estudiado en Harvard, pero me parece que subestima nuestra inteligencia, sabemos perfectamente que si andamos buscando el padre de nuestros hijos no podemos caer en preconceptos ni prejuicios. Igualmente me parece que 200 posibilidades es demasiado, además de caer en la promiscuidad, me parece un milagro que una consiga 200 citas con 200 señores diferentes. Además convengamos que no sé si hay tipos tan seguros de si mismos que son capaces de bancarse a otros 199 señores como competencia.

- Desarrollar una marca personal: es necesario elegir y destacar dos cualidades que resalten de la propia personalidad y convertirlas en un slogan representativo. Por ejemplo: "Soy espontánea y decidida".
Me parece bien, ¿pero como hacemos? Apretón de manos mediante, cuando apenas salimos con el señor le espetamos, así como quien no quiere la cosa, un: “Cómo te va, soy divertida e inteligente” O como bien dijo mi colega rosarina hacemos cartelitos y nos lo colgamos del cogote cual medallón de la buena suerte

- Utilizar el telemarketing para promocionarse: consiste en llamar a todas las personas posibles para pedirles que le presenten solteros conocidos y disponibles.
Cuando una ya tiene cierta edad, y tiene buenas amigas o parientes preocupados por nuestra soltería (léase: madre, hermanas, primas y tías) esto se da solo, de ellas solitas nomás sale el concertarte citas a ciegas con posibles candidatos, que consideran como buenos partidos, dignos de una.

- Ampliar el mercado: recomienda salir mucho, leer diarios, revistas y libros en bares y lugares públicos, anotarse en cursos con asistentes mixtos y aceptar todas las invitaciones, eventos y salidas propuestas.
Con esto si coincido plenamente, pero me parece que es lo primero que hacemos cuando nos ponemos en plan de búsqueda. Mmm…hasta ahora no ha dicho nada que yo no haya hecho para buscar y encontrar a mi media naranja.

- Consultar los sitios de búsqueda de pareja y perfeccionar el perfil: aprender de la experiencia ajena.
Si bien es una táctica que se usa, por lo menos en mi círculo intimo, confieso que solo se retrotrae al grupo de amigas o conocidas muy cercanas. Me parece bien que aprendamos de las experiencias de los extraños, pero no debemos olvidar que las personas y sus relaciones sentimentales están signadas por todo un contexto social y cultural que tenemos que tener en cuenta si vamos a tomar su experiencia como ejemplo, porque te imaginarás que no es lo mismo conseguir marido en Arabia que acá.

- Realizar revisiones de desempeño para evaluar resultados: éste es, tal vez, el punto más difícil del programa, porque requiere de energía y esfuerzo. Se trata nada menos que de llamar a ex parejas y pretendientes para averiguar qué fue lo que no funcionó: qué les disgustó. El "plan B" es recurrir a amigos varones que señalen con sinceridad posibles errores que se hayan cometido en "operaciones pasadas". Tal cual como se realiza en los focus group de las empresas.
Mmm…si bien me parece interesante, y aunque nunca he terminado con mis ex amores tan mal como para que alguno de los dos le haya puesto al otro una orden de restricción policial, tampoco las cosas terminaron tan bien como para que lo llame y le pregunte en que le erré, así que mejor paso y prefiero consultar con amigos varones. Sin embargo convengamos que los hombres no se dan cuenta ni de lo que hacen sus parejas, menos se van a fijar en cuales son los errores de sus amigas, pero con intentar no se pierde nada. Eso si, hay que dejar de lado las susceptibilidades y tomarlo como una critica constructiva.

Bueno, esto es todo por ahora, pero el tema no se termina acá, habrá más novedades para este boletín.

----------------------------------

Muchas Gracias Maria Coda por compartir esta información

Comentarios

  1. Jua! Muy bueno el post, realmente me pareció interesante, cuando me propuse buscar pareja, no me salía una me acuerdo, era como que tenia un repelente de mujeres. Por eso me hice gay. Naaa, mentira, cuando me resigné bajo el lema "siempre hay un roto para un descocido" me pusieron de novio... en fin.

    C'est la vie

    ResponderEliminar
  2. Woww, impactante.

    Hubo un tiempo en que tomab al markenting o la psicología como pura palabreria, pero hará un año que vengo leyendo un monton de libros y me han descolocado, realmente, me dejaron sin palabras.

    Muy buen post!

    ResponderEliminar
  3. Maa si dejate d ejoder tood loq ue hay qu ehacer .. no no no, yo mejor me quedo en casa tejiendo que mi principe azul me va a tocar el timbre , por lo menos soñar me sale mas barato que todo esto. Besos

    ResponderEliminar
  4. Ahora la pregunta del millón ¿de verdad es tan importante conseguir una pareja como para hacer tantos esfuerzos?
    ¿No es preferible hacer lo que a uno mismo le de la suficiente felicidad como para no necesitar a otro que le justifique la existencia?

    ResponderEliminar
  5. Me encanto!
    la verdad es que estaba googleando en medio de una depresión de sabado causada por mi solteria...encontre el nombre de la autora del libro a la que haces referencia y me salto tu blog.yo soy actriz y bailarina, estoy tratando de preparar un monologo stand up y quisiera saber si tus textos estan a disposicion. claro, serian actuados por mi bajo tu autorizacion y seria publicado en el progama tu nombre. me encantaria trabajar este. mi e mail es verita1976@yahoo.com. espero tu respuesta. de verdad, me hiciste reir. eso vale mucho.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Torta Borracha

INGREDIENTES: -          Vainillas 24 -          Crema 500 cc. -          Azúcar cantidad necesaria -          Chocolate cobertura 150 gs. -          Dulce de leche 1 cda. -          Manteca 25 gs. -          Moscato cantidad necesaria (se puede reemplazar por algún licor, ron, whisky, etc.)
PREPARACIÓN:
Para comenzar con la preparación de este postre es necesario sacarme la máscara de entrada y confesarles que no soy muy amiga de la cocina por eso las recetas que les traigo son muy simples.  Hechas las aclaraciones pertinentes del caso, cual Maru Botana y su prole numerosa cocinando en su casa del country, empezamos  con nuestra receta. Derretimos el chocolate cobertura a baño maría junto con la manteca y el dulce de leche. Mientras que por otro lado batimos la crema con el azúcar a punto chantilly. Luego mojamos las vainillas con el moscato y procedemos al armado.
¡Ojo! Que no se les vaya la mano con la cantidad de vino para mojar las vainillas. No vaya a ser que les pase lo que le ocurrió a m…

¿Qué tiene que ver el amor con el ojo del hacha?

Al que le gusta el durazno...

Mucho se ha escrito en esta página sobre el amor, y aunque si bien el tema que nos convoca poco tiene que ver con el amor, no hay forma de bancarse estas pequeñas delicias de la vida conyugal si no existe amor verdadero… Y aunque muchos digan que no hay nada mas pavo que un ser humano enamorado, discúlpenme que los contradiga, pero existe alguien aún peor: la que se cree que casándose la vida les va a mejorar sustancialmente. A ver chicas, entiendan de una vez por todas que un marido es alguien que:
-          -     Cree a pie juntillas que la cubetera de hielo se llena de agua, sola, en el freezer.
-No encuentra ninguna cosa (literalmente ninguna) en ningún armario, ni siquiera aunque se le caiga en la cara.
-Se niega rotundamente a subirse al auto cuando manejas vos, salvo que se haya alzado un pedo morboso en algún evento y tema que lo agarre un control de alcoholemia.
-No solo no pregunta donde estamos si está perdido, sino que ni siquiera le hace caso al GPS. Y si se llega a perder, …