jueves, 23 de septiembre de 2010

Ya no sos mi Margarita, ahora te llaman Margot


¡Quién me ha visto y quién me ve!
En los últimos meses mi vida ha cambiado tanto que muchos dicen que ya no soy la que solía ser:

• Me mudé de provincia: ahora vivo en San Juan con mi amado maridovio.

• Tengo trabajo free lance que hago desde casa, muy relajada y manejando mis tiempos.

• Cocino y para sorpresa de todos los que no daban un mango, me sale muy bien. Y hasta postres y tortas hago.

• Hace 6 meses que no fumo, y no hice ningún tratamiento de parches, chicles ni pastillas, solo fue por pura fuerza de voluntad y lo mejor fue que no engordé nada.

• Íntimamente relacionado con el punto anterior: Voy al gimnasio religiosamente.

• Me teñí de rubio y después de 4 horas de peluquería me quedo DI – VI – NO.

• Tomo te verde, de hierbas naturales, frutilla, durazno, etc.

• Tengo una señora que me ayuda con los quehaceres del hogar.

En fin, desde que estoy concubinada una de las pocas cosas que no han cambiado en mi vida es el estado civil.

sábado, 4 de septiembre de 2010

Un tropezón no es caída


Ya no les puedo seguir mintiendo, después de tantos años juntos, creo que ha llegado el momento de sacarme la careta ante ustedes y confesarles que si hay algo que me ha caracterizado es que de bien que voy caminando, me doblo el tobillo o me caigo, o las dos cosas: una como consecuencia de la otra, claro está no.
Muchos lo atribuyen a que quizás el astigmatismo oblicuo biolateral que tengo provoca que no pueda medir las distancias correctamente.
Otros sostienen que capaz que debería hacerme ver del oído interno porque tal vez tenga algo que me está afectando el equilibrio.
Los menos sostienen que como ya tengo 15 esguinces en cada tobillo (y no estoy exagerando eh!) una fractura y una dislocación de hueso, los ligamentos están como hechos chicles, por eso con el solo hecho de pisar una baldosa floja se me dobla el pie.
Para serles sincera, yo creo que es una mezcla de todo y mucho de atolondrada también. Porque gente linda no sufro grandes accidentes, ya que ante todo soy cobarde, vaga, tengo vértigo y soy ojota para los deportes.
Es más bien como que no puedo controlar mi cuerpo, se imaginan que a esta altura de mi vida ya me pasa de vieja chota, porque en la adolescencia podía ser que fuera hasta que me acostumbrara al estirón que pegó mi cuerpo (que te digo que tampoco fue “El Señor Estirón” y que lo tuve a los 14 y ahí me quedé)
Y no es que nada más me pasa que voy caminando por la calle y de repente desaparezco del lado de mi acompañante, adentrándome en las fauces de algún pozo o huequito, sino que además tengo manos de manteca, todo lo que toco se rompe, y no es porque tenga una fuerza descomunal que no sé controlar y que por lo tanto se me estallan las cosas en las manos al apretarlas, simplemente se me caen o las golpeo con otros objetos contundentes y se rompen, así sin más, y sin que yo me dé cuenta que están en peligro.
Tengo como una especie de dislexia corporal.
El tema no es solo el peligro que corren mis huesos y articulaciones, sino también los papelonazos que protagonizo al caer en lugares insospechados y ante la mirada estupefacta de los presentes, que no pueden acreditar que me haya pegado semejante golpazo de una manera tan tonta y no saben si estallar en carcajada o llamar a una ambulancia. Como será que mi hermana la menor, siempre me dice que cuando me caiga delante de mucha gente, me haga la desmayada, y cuando me levante del piso derrame lagrimas de dolor, para que por lo menos no se rían en mi cara.
Menos mal que ahora tengo a mi lado un hombre que me sostiene fuerte al caminar, que si me caigo va corriendo a comprar antiinflamatorios y a ponerme hielo, y que como no le importa lo material me perdona si se me rompen las cosas.

domingo, 15 de agosto de 2010

La llorona



Toda historia tiene un comienzo, y esta empezó hace muchos años cuando las fotos eran sepia y la que suscribe peinaba un flequillo que le quedaba como una patada en el traste y sus amiguitas y hermanitas, también pequeñas pero no por eso menos malvadas, le decía la “lloradora” porque si me mirabas fuerte estallaba en llanto. Cómo será que mi abuela cada vez que me veía llorar me preguntaba: ¿Y ahora porque llorás Laura? Ante lo cual yo respondía absolutamente acongojada: “¡Porqué me viene la llorada!”
He llorado en situaciones absurdas, aunque no para mi, si por lo menos para el resto de las personas que me rodearon en el momento mismo en que me asaltó el llanto. A los 16 años viendo por cable la película de Disney: “La Bella y La Bestia”, cuando la Bestia se enferma porque la Bella se va. Recuerdo también, que no me importó romper en llanto desconsolado en el cine en ocasión del estreno de Titanic, al punto que la chica de atrás le comentó a su amiga: “¡Mira como llora la de rulitos de adelante!”
Cómo será que no es necesario que haya visto algún capitulo de una novela, cada vez que veo las últimas escenas, la lágrima me nubla la visión y no la puedo contener en el ojo. Y ni hablar que cada vez que veo una película que ya vi y que sé que termina mal, lloro sin cesar desde las primeras escenas hasta el final.
En tren de confesiones, les digo que a esta altura de mi vida me tiene sin cuidado que la gente piense que soy una boluda. Yo prefiero definirme como una persona sensible, que no se conforma con que el carácter trágico de las cosas sea definitivo.
Y como ya lo dijo Moria: “Si querés llorar, llorá”

domingo, 8 de agosto de 2010

Detrás de todo gran hombre, ¿cuántas mujeres hay?


¡No, si no te digo, yo! ¡No me dejan ser caramba!
Resulta ser que mi amado concubino tenía (cuando era soltero) y (por consiguiente ahora) tenemos una señora que viene una vez por semana a ayudarnos con las tareas de la casa, hecho que despertó, casi que te diría que la envidia de las yeguas de mis amigas, que son ellas mismas las que se ocupan de sus propias tareas domésticas. Al comienzo del concubinato le exprese a mi amado que, dado que no estoy manteniendo una fuerte actividad laboral y como aún no tenemos retoños, tranquilamente podía ocuparme sola de los quehaceres del hogar, a lo que él, como todo buen marido que se precie de tal, me dijo que no, que aproveche para descansar y que además no vamos a dejar sin trabajo a mi tocaya (porque encima la yegua se llama igual que yo, ¿podés creer vos?)
La verdad es que le dije: “Si, tenés razón mi amor” y me dispuse a dormir hasta el mediodía. Pero no todo en la vida de la que suscribe es color de rosa, esta señora no solamente me ningunea, sino que además me boicotea, como será la cosa que temo que dentro de poco atente contra mi integridad física.
Claro, es que ella, antes de mi arribo, era la mujer de la casa, porque no solo limpiaba, sino que ordenaba todo lo que andaba dando vueltas, no olvidemos que era un departamento de soltero, por lo tanto ella guardaba cada cosa de la casa y los adornos de decoración. Pero ahora soy yo la que decide donde va cada cosa guardada (más que nada porque como estoy al pedo ando guardando todo lo que encuentro desparramado) y como a pesar de haberme instalado en su casa, el amado mío quiere que sea “nuestra” casa, por lo tanto la estamos redecorando juntos, entonces hay adornos que han desaparecido y otros que han cambiado de lugar. Pero así y todo, ella se niega a respetar ese nuevo orden dispuesto por nosotros.
Así que no solo cambia de lugar el portasahumerios, cucharones, cremas, libros, CD´s y hasta los almohadones de los sillones, sino que además se niega a entender que el placard de la izquierda es mío, y por lo tanto está mi ropa colgada ahí, no da que me ande sacando las perchas y amontonando mis camisas y vestidos, para poner las camisas de él una por cada percha.
Me lo hace a propósito, no me digan que no…
Y como si este ninguneo fuera poco, deja la mampara de la bañadera de mi baño fuera de su eje, imposibilitando cerrarla, deja trabada la cerradura de la puerta ventana que da al patio y deja perdiendo agua el inodoro del baño de visitas. No rompe nada, pero yo todavía no le conozco las mañas a las cosas, entonces me quedo enajenada del odio, puteando a diestra y siniestra hasta que llega mi amado esposo de trabajar y pone la mampara en su eje, arregla el flotador del inodoro, y destraba la cerradura. Decí que este hombre es un santo, y que se ríe muchísimo de mi reacción y de la teoría que manejo. Porque para mi que ella siempre le tuvo ganas, él es un cuarentón buenmozo y aplomado (faaa! Mentira que estoy enamorada, no?) entonces creo que ella deseaba que mientras estaba de espaldas planchando las camisas (si chicas, yo no plancho!) él se acercara y la abrazara por detrás confesándole su amor y haciéndola suya ahí mismo sobre la mesa de planchar, cosa que no pasó y en cambió le instaló en la casa a una cordobesa que duerme hasta el mediodía y que le cambió las cosas de lugar.

domingo, 1 de agosto de 2010

Cual trabajo de hormiga



Cuando uno piensa en buscar novio por internet, lo primero que se te viene a la cabeza, son esos sitios de citas a ciegas, donde cargas tus datos y lo que buscas y te mandan una lista de candidatos que concuerdan con tu perfil: lo que buscás coincide con lo que ellos dijeron de si mismos, y lo que buscan ellos coincide con lo que describiste de vos. Esto para mi es el acabose de la desesperación, entre inscribirte en una de estas páginas y colgarte un cartel luminoso que diga “Estoy regalada. Necesito un tipo” hay un solo paso y es más digno el cartel, porque no hay mejor propaganda que la que nos podemos llegar a hacer nosotras.
Así que les paso otras opciones más dignas, pero por discretas más que nada:

1- Salas de chat de un tema que nos interese. Primero nos registramos en una página de algo (música, deporte, arte, ciencia, etc., etc.) que nos interesa e intercambiamos info con otros miembros. Y una cosa lleva a la otra, y de la sala de chat general, nos vamos a hablar a una privada y de ahí te pasa el msn y te mandas fotos y datos por mail, también te podés agregar al facebook para detectar que no esté comprometido. La ventaja de esta forma es que desde el vamos hay cosas en común con el posible candidato.

2- Abrir un Blog: uno en el blog cuenta muchas cosas de su vida, de su forma de vivir, pensar y sentir. Así que si entrás a un blog podés leer cosas del autor que te atraen y dejarle comentarios interesantes u ocurrentes para que el visite tu blog y vea lo que hacés. Si le gusta te comenta y quizás con el tiempo se da una especie de amistad virtual, y de ahí también pasas el chat y al intercambio de info personal por mail y la amistad por facebook (El facebook es fundamental porque se sabe todo ahí)

3- En el Facebook: hay dos alternativas o te hacés amigo de un amigo de algún amigo, o te hacés amigo de alguien porque pertenece a un grupo del cual formas parte. Intercambias comentarios en publicaciones. Después pasas a los mensajes privados y chat. La ventaja del facebook es que podés aceptar o descartar a alguien si hablar demasiado con él, gracias a la cantidad de info personal que tenés sobre el susodicho, sin que él te la de o cuente.

4- Twitter: desde esta red social es más difícil la interacción porque para seguir a alguien no necesitas de su consentimiento, así que lo que recomiendo hacer es algo así: Empezar a escribir lo que se te ocurra en los hashtag que surjan y en los que podés acotar algo digno, ahí se suma mucha gente que puede que no conozcas ni sigas, cuando descubrís alguien interesantes lo seguís y como la ventaja del twitter es que podés hablarle y va a estar todo bien, siempre que seas ubicado y respetuoso, vas a poder interactuar. Si le caes bien, te va a seguir, y a partir de ahí podés conversar, comentar cosas que publique alguno, enviarle links de algo interesante, y si la cosa prospera empezas a utilizar el DM y hasta podés mandarle fotos por twitpic. Obvio que lo que sigue es intercambiar los msn porque en twitter los mensajes no tienen más de 140 caracteres. Les doy un consejo como adicta al twitter: no usen el TL para enviar mensajes que podés mandar por DM, perdes intimidad, le abrís el juego a todos para que opinen lo que quieran y si la otra persona te interesa corres el riesgo que se coman un comentario desubicado y pasen un mal momento. Hasta que las cosas no estén bien claras no le abras el juego al resto de tus compañeros/amigos/seguidores virtuales. Además de llenarles el TL de cosas que a ellos no les interesa leer.

domingo, 25 de julio de 2010

Todo lo que siempre quisiste saber y no te animaste a preguntar


COMO CONSEGUIR NOVIO POR INTERNET


Conseguir novio por estos días y a cierta edad se vuelve bastante complicado, sobre todo cuando uno no tiene un circulo social y/o laboral que te permita conocerlo, como es el caso de una gran amiga mía que trabaja todo el santísimo día en un spa urbano, donde interactúa 10 horas diarias con mujeres u hombres gay, evidentemente se le reduce de manera escandalosa el campo de acción.
Inspirada en la odisea que ella emprende cada día, es que me decidí a escribir esta especie de guía para conseguir novio de pantuflas y sin salir de su casa, justo ahora que está haciendo un tornillo importante que además de dar fiaca, le baja la libido al más ardiente amante.
Para arrancar es primordial detectar al candidato, más que nada porque si tenés más culo que cabeza y se te da todo a pedir de boca, no da empezar una relación con alguien incompatible, si lo que buscamos es lo más parecido al principe azul. Entonces para detectar quien puede ser un candidato posible, tenés que delimitar cuales son tus intereses, y hacerte miembro de grupos donde se desarrolle ese tema y puedas aportar cosas interesantes, donde puedas desplegar tu sabiduría y principios cual cola de pavo real para impresionar a la gilada, se interesen en vos y después la relación se pueda sostener en el tiempo, porque les recuerdo que la belleza y la carne sola no alcanzan, son importantes pero no definitivas.
Después lee cuidadosamente que pone cada uno, para conocer si sus principios y formas de ver y vivir la vida coinciden con la tuya. Una vez localizados los candidatos, entras a sus perfiles, ves las fotos, y tirás la caña, en el mundo 2.0 no importa quién da el primer paso.
Les doy un consejito, una vez que haya surgido la magia, conócelo. Tomate el tiempo que quieras para hacerlo, pero hacelo y tené en cuenta todos los recaudos en cuanto a la seguridad sobre todo en la primeras cita:

- Que sean en lugares públicos con gente
- Que alguien sepa dónde estás y con quien
- No apagues el teléfono, silencialo

Y el último consejito que les doy por hoy, es que si lo podés buscar en la misma ciudad sería ideal, pero si se complica trata de que por lo menos viva en el mismo país, así podés viajar 1 o 2 veces al mes para verlo, si todo marcha bien, podés sostener un noviazgo a la distancia viéndote así y hablando todos los días vía teléfono, chat y sms. Se los digo yo, que estuve un año y medio de novia a la distancia, antes de concubinarme.

lunes, 19 de julio de 2010

El hombre de la casa


Ay ay ay...
¡Cómo son los hombres!
Aca entre nos, paso a contarles que el viernes pasado nos trajeron el lavarropas automático que compramos para nuestro nidito de amor, así que el sábado por la mañana nos embarcamos en el operativo de instalación de dicho artefacto maravilloso.
Y resulta que mi amado concubino, en un rapto de demostración de masculinidad, al momento de acomodar el lavarropas en el lavadero, y aduciendo que era muy pesado y que yo no tenía la fuerza suficiente como para que lo levantemos entre los dos y lo pongamos en el lugar destinado, lo levantó solito su alma.
Sin embargo y como no podría ser de otra manera, ya terminando el sábado le agarró un tremendo dolor de cintura. Doy por descontado que de más está decirles que se pasó todo el domingo en cama, dandosé con diclofenac a dos manos, literalmente porque el tema venia vía oral y en crema, la cual era untada por la que suscribe.
Digan que ya estoy enamoradisima, y que no necesito ninguna imagen de hombre fortachón que él prentendía demostrarme para revalidar nuestros votos de amor, porque la situación no terminó siendo para nada sexi.

viernes, 4 de junio de 2010

Despilfarro de glamour


Resulta que me acabo de dar cuenta que las minas glamorosas hacen Pilates, comen Chop Suey y Sushi, y beben vino y distintas clases de te: del estilo de jazmín, rosa, amapola, etc, etc, etc...
¡TODAS COSAS QUE NO HAGO YO!
Una preguntita: al te le ponen edulcorante o lo toman amargo?

viernes, 21 de mayo de 2010

Señales de vida


Mi querida gente linda, hace demasiado que los tengo abandonados y aunque reconozco que es un desatino grande como una casa tenerlos tan desantendidos, sinceramente no me estoy haciendo tiempo para escribirles.
Es que las cosas por acá, si bien estan bien (valga la redundancia) estan un poco complicadas. Se que el significado de esta frase es contradictorio, pero no es nada nuevo para aquel que me conoce.
Por lo pronto solo les escribo para que sepan que estoy vivita y coleando (o cul... que gracias a Dios y a todos los Santos Evangelios, es lo mismo para está humilde servidora de la patria) solo que no estoy teniendo mucho tiempo para producir algo como la gente y no como para la revista Gente (Siempre este humor tan exultante e inteligente que me caracteriza)
Les mando un beso grande y que no se corte che...

PD: A modo de adelanto les cuento que hace un mes y medio que no fumo y que en brevisimo tiempo me estoy mudando de provincia.
En fin, cuando tenga un ratito nos sentamos y charlamos bien.

miércoles, 24 de marzo de 2010

Cuanta gente sola


Debo confesarles, mis queridos lectores, que aunque no escriba demasiado por aquí, mi "second life" sigue absolutamente vigente.
Primero fue esta bitacora, donde podía ventilar cualquier delirio e intimidad que se me viniera en gana.
Luego me atrapó el "libro de caras", mejor conocido como faceboock, donde podía desarrollar mi olfato de sabueso frustrado, intentando desentrañar oscuros secretos de los no tan conocidos con los que establecí una amistad virual.
Y ahora, aunque mucho no lo entienda y quizás sea la causa de mi seudo vicio, me tiene atrapadisima el twitter.
Me parece una herramienta super interesante para los medios de comunicación y mis colegas periodistas. Eso de tener condensado en una sola página distintos titulares que si nos interesan (click mediante en el link) podemos leer con punto y coma incluidos, es lo que me atrapa.
En mi caso particular, cuanta nota que leo por ahí, que me parece interesante la "tuiteo" o "re-tuiteo". Es que hasta ahora me parece una excelente herramienta de comunicación, que se amolda a estos tiempos modernos de caracter veloz, fugaz e instantaneo y donde todo debe caber en 140 caracteres con espacio.
Sin embargo no solo los profesionales y empresarios del periodismo le sacan el jugo a esta maravilla de la 2.0, también existe una extraña fauna que hace más des-uso que uso de esta herramienta.
Esta última a la que me refiero se contenta con exponer de manera constante y sonante cualquier cosa que le pase.
Digo yo ¿qué necesidad tienen de comentar que el te de jazmín les hace acordar a su jefe o que el gato les meo la cortina o que una ex les apareció en su messenger? Hechos que solamente les parece interesante a ellos mismos. A mi la verdad es que no me aporta nada de nada saber estas menudeces de su vida privada.
0 ¿es que no tienen con quien hablar? ¿No pensaron comprarse alguna mascota o planta, o en llamar a algun pariente que tenga ganas de conversar?
Capaz que sería un buen negocio crear un "Manda hablar al pedo al 2020 y contanos lo que quieras que por $3 más IVA por cada sms, te contestamos y todo"
¿No se daran cuenta que todas esas letritas que publican en la web no se borran cuando se actualiza el timeline, sino que quedaran para la posteridad, como grandes revelaciones de nuestro siglo a las futuras generaciones de internautas?
Y miren que yo no me caracterizo por ser una mujer de pensamientos muy elevados, pero si tengo respeto para con aquellos que se pueden llegar a cruzar con mi perfil de twitter, y les ahorro la perdida de tiempo que representa, el leer casi al paso y sin querer, que el que venía adelante mío en el colectivo se tiro un pedo ruidoso pero sin olor, cosa de la que no se dió cuenta porque venía con el mp3 prendido.
Desde mi humilde opinión de comunicadora social, creo que hay que ser un poquito más cauteloso y responsable de las cosas que publicamos, no solo de los demás sino también de uno mismo, porque uno nunca sabe quien es el que guarda toda esa data que publicamos y para que la pueden llegar a utilizar el día de mañana.

viernes, 12 de marzo de 2010

Una vida de película


¿Se han dado cuenta que tengo nombre de heroína de telenovela?
Nancy Duplaa en 099 Central
Paola Krum en Montecristo
Romina Gaetani en Botineras
Y alguna más que ahora no me acuerdo, son las que han encarnado en grandes culebrones, a las protagonistas femeninas que han sido tocayas mías.
Eso si, la que suscribe no tiene nada en común con esos personajes, más que el nombre.
Para mi que mis viejos cuando me trajeron al mundo pensaron que yo sería una digna heroína de novela, por eso me pusieron ese nombre tan telenovelesco.
Lo paradójico de la situación y por más que mis viejos la hayan puesto garra, es que mi vida ha tenido situaciones que han parecido salir de un telenovela venezolana de bajo presupuesto, pero para serles sinceras, tampoco han sido tantas. Es más las cosas que me han pasado le ocurren a cualquier hija de vecina, que no por eso han sido menos dolorosas.
Todos mis ex novios me pusieron las guampas, todos los chongos que han adornado algunos instantes de mi vida me han visto como un pedazo de carne (existen chongos que no te vean como un pedazo de bofe pa´l gato?), no he cometido actos heroicos de ningún tipo como arriesgar mi vida trepando a un árbol para rescatar a un gatito, ni tengo oscuros secretos en mi familia, es más creo que el problema con mi clan es que como nos contamos todo, todos nos metemos en la vida de todos, es más bien como una novela costumbrista de esas a las que nos tiene tan acostumbrados Pol-Ka.
Ahora que escribo esto pienso que quizás el hecho de ser portadora de semejante nombre, me ha condicionado para creerme que soy la Andrea del Boca o la Grecia Colmenares de San Vicente, entonces no puede ser que no me ocurra algo que no sea digno de ser contado. Capaz que ese sea el trasfondo de la creación de esta bitácora haya por el 2007. Y no como dice una maliciosa amiga mía, que me la abrí para levantarme un tipo.
Y ya que estamos en tren de confesiones, y aunque lo que les voy a revelar no es novedad para mi circulo intimo, si es que yo me parezco a alguna protagonista de ficción es a Briggite Jones del “Diario…” homónimo y/o a Lucía Gonzáles de “Ciega a Citas”.
Las tres somos periodistas, con unos kilitos demás, mayores de 30 y solteras. Pero las semejanzas no solo se quedan ahí: al igual que ellas también soy torpe, despistada y con una tremenda bocaza sin filtro ni freno inhibitorio alguno, que me hace meter la pata más de una vez, dejándome en completo ridículo o enredada en situaciones incomodas de las cuales es muy difícil salir de una manera decorosa.
Aunque para serles sincera, a esta altura de mi vida me importa un rabanito lo que piensen de mí los demás, y más ahora habiendo encontrado un hombre que me quiere tal cual soy.
Así que por más que tenga nombre de novela, soy una antiheroína hecha y derecha.

domingo, 7 de marzo de 2010

¿Son o se hacen?


¡Miren que se han dicho cosas sobre la infidelidad de los hombres!
Hace un par de años había aparecido un estudio que decía que el asunto tenía causas genéticas, que el culpable era un gen llamado “alelo”
Resulta que ahora se ha dado a conocer un estudio que asevera que no solo es genético, sino también cultural, porque los tipos infieles son más pavos que los monógamos.
Sin ánimo de vanagloriarme, yo he llegado a la misma conclusión sin gastar grandes dinerales en investigaciones que cruzan datos estadísticos poblacionales. Solo me bastó tomar como muestra la lista de mis “ex” para llegar, exactamente, a la misma conclusión.
¿O es que no se han dado cuenta con el descuido y la impunidad con que se manejan los señores “poligámicos”?
Muchachos: ¡las mujeres somos detallistas y memoriosas! Es de mente primitiva y omnipotente desconocer esta realidad femenina. Insisto: ¿Tres temporadas de “Mujeres Asesinas” no hicieron mella en la mente de estos señores?
Porque el tema en cuestión acá es que los tipos inteligentes no subestiman a las mujeres.
Si un señor se enamora de una dama y decide embarcarse en el matrimonio, conoce muy bien cuanto le puede llegar a costar, en dinero constante y sonante, un juicio de divorcio cuya causal sea una infidelidad de ellos. Y no solamente eso, también tienen en cuenta la conservación de su buen estado de salud, saben que una mujer herida es capaz de las venganzas más enroscadas tanto psicológicas como físicas.
Entonces, por lo menos, antes de adornarte la frente tienen un rapto de lucidez, y por consiguiente el decoro suficiente como para largarte antes de que se les venga la noche.

martes, 2 de marzo de 2010

Los años no vienen solos


Anoche, mientras charlaba con mi amado me escuche a mi misma decir una frase terrible:
"Típico de adolescentes, no importa el lugar, importa el con quién"
Cómo yo en vez de hablar, escupo las palabras, en el momento mismo en el que pronuncié esta fatídica frase no reflexioné. Pero cuando ya estaba presta a descansar me di cuenta que...
¡Estoy hablando como mi madre!
Ni en el país del Nunca Jamás esa oración hubiera tenido sentido procesada por mi cabeza y salida de mi boca.
Yo que soy una corolaria de hacer lo que a uno le hace felíz, sin pensar en la conveniencias ni en los inconvenientes.
¡Por Dios! ¿Dónde quedó esa tierna jovencita a la que no le importaba cenar un pancho electrónico mientras sea en compañía de un ser querido?
¿Será que los años además de arrugas, vienen con "aburguesamiento" incorporado?
Si el año empieza así no me quiero ni imaginar como va a terminar.

domingo, 28 de febrero de 2010

A laburar se ha dicho


Queridos mios ya estoy de vuelta de mis muy merecidas vacaciones. No hay demasiado para contar, ya que no hice nada de nada, solo pasear un poco con mi amado por algunas localidades argentinas, dormir (muchísimo), comer (bastante), mirar tele (cosa que no hago nunca), asistir al primer casamiento del año, y aprender a manejar mi nuevo aparato diabólico (una blackberry que me tiene conectada al Avatar las 24 horas del día).
Sin embargo lo bueno es que me pude desenchufar de mis actividades laborales y domésticas.
Así que con mi mente y mi cuerpo descansado (sé que las horas de sueño no son acumulativas ni se pueden recuperar, pero por las dudas me garanticé una buena cura de sueño) tengo las pilas recargadas para comenzar el 2010 con "tutilifioqui" (o como se escriba)
Ahora si, nos estamos leyendo en breve.

P.D.: Qué no se corte che...

martes, 12 de enero de 2010

Los placeres de la almohada


Creo tener la convicción de haberles contado en oportunidades anteriores, que soy una señorita de buen dormir y que considero que la cama es uno de los mejores inventos.
A pie juntillas sostengo que el mayor de los placeres (después de la demostración física – carnal del amor) es entregarse a los caprichos de Morfeo.
Cómo será de importante para mi dormir una buena cantidad de horas (mínimo unas 9, como para ir largando con el descanso) que mi santa madre afirma que en realidad tengo 15 años porque me la he pasado durmiendo la mitad de mi vida.
Es así entonces que me dí cuenta que mi amado era el hombre indicado para mi, cuando la primer noche que pasamos juntos me dormí cuál lirón recién nacido, sin importarme un rabanito las consecuencias nefastas que podría llegar a traer este hecho a nuestra relación.
Ya sabemos que las personas comunes y corrientes cuando duermen no suelen verse como los actores de Hollywood en las Comedias Románticas, por lo tanto era muy factible que o bien rechinara los dientes, o bien roncara cuál búfalo resfriado o mucho menos glamoroso aún; que me babeara.
Pero se ve que los dioses estaban de mi lado por esos días, y Morfeo se encargó de que los sueños de mi amado sean lo suficientemente pesados como para que se durmiera y despertara al mismo tiempo que yo, y para que no se levantara a mitad de la noche en busca de un vaso de agua o a descargar un pichín, ambos acontecimientos que podrían haber significado el fin de nuestra recién estrenada historia de amor.
Siendo así las cosas sigo sacándole estrías a la pata de la cama y despertando a su lado cuál la Bella Durmiente del Bosque luego de un sueño más que reparador

miércoles, 6 de enero de 2010

Tierra a la vista


Si ustedes son asiduos lectores de esta bitácora, ya sabrán que no soy amiga de hacer balances de años, y si no lo son se están enterando mediante estas líneas.
Pero también saben que me gusta andar ventilando mis intimidades por la web dos punto cero, entonces este post es más que nada para expresarles mi gran alegría de que se haya terminado el año de mierda que significó en mi vida el 2009.
El 2008 fue un año de hallazgos, encuentros y comienzos.
El 2009 significó perdidas grandes, de esas que te duelen para siempre, de esas que te hacen replantearte todas las lágrimas al pedo que derramaste por cosas y personas insignificantes.
Y hasta ahora, y por lo que parece, el 2010 va a ser un año de grandes cambios, de esos que se planifican para ser permanentes, aunque uno sepa que lo definitivo no siempre lo es, pero hay algo mucho más fuerte que uno mismo que te lleva a planificar esas cosas que querés que te acompañen para siempre en tu vida.
Así que esta situación me tiene más que feliz y con las pilas recargadas. Y en este orden de cosas, es por eso que voy a intentar por todos los medios no tenerlos tan abandonados.
Les mando muchos besos y abrazos agradeciéndoles el aguante y la compañía de siempre.
Habrá muchas más novedades para este boletín